Como humanos vamos por la vida buscando razones para hacer cosas y animarnos a hacer actividades de todo tipo. En esta ocasión tratare de transmitir mi experiencia y darles el panorama del mundo subacuático buscando encuentres razones para sumergirte en un entorno que yo considero fantástico y por demás fascinante…

 

Si bien es cierto, la primera vez que me sumergí, estaba llena de temor y el respirar bajo el agua es tan poco natural que parece imposible. Tener la libertad de moverte a tu gusto controlando tus movimientos bajo el agua es mágico.

 

 

La magia comienza al enfrentar tus temores, sumergirte respirando bajo el agua, aprendiendo la técnica de nado apropiada y de pronto, estas rodeado de agua, moviéndote con libertad a donde quieres, acercándote a las criaturas mas extrañas que hayas visto en tu vida, que te observan con la misma curiosidad con que tu lo haces y cuando te das cuenta la magia sucede: Estas Buceando!!!

El mundo esta cubierto en un 75% de agua, esto nos dice que hay mas mundo bajo el agua que en la superficie. La mayor parte del mundo esta ahí para todos, en silencio, quieto, imperceptible, esperando ser descubierto.

 

Una vez bajo el agua, el espectro es infinito. Puedes solamente bucear una vez y decir “esto no es para mi” o entrar en un mundo fantástico de humanos de agua que comparten las mas increíbles aventuras en días de buceo poco profundo en arrecifes llenos de colores y formas inverosímiles, rodeados de criaturas sorprendentes. O aventuras en sitios de buceo en rincones del planeta que requieren atravesar medio mundo y llegar a la mita del océano navegando para bucear en ellos. Visitar cenotes y cavernas sumergidas de visibilidad ilimitada con formaciones de piedras o corales petrificados y fósiles de otras eras geológicas que se quedaron congeladas en el tiempo. O que tal visitar barcos hundidos de siglos pasados o de la era moderna como recuerdos invaluables de nuestra insignificancia ante un mundo silencioso y desconocido….. “El mundo subacuático”

Sumergirse es fácil si lo haces de manera adecuada. Si pones cuidado en recibir el entrenamiento necesario y buscas entrenarte con instructores profesionales,  la experiencia y responsabilidad en la enseñanza del dominio de la técnica necesaria para estar seguros y tranquilos bajo el agua. Busca instructores y centros de buceo que tengan buenos equipos, cuenten con la paciencia y tomen el tiempo necesarios para relajarte, ahora será hora de disfrutar la experiencia; Si eres buzo certificado deja que te guíen de manera segura en el maravilloso mundo subacuático que tienes por descubrir.

Nos leemos la próxima semana.

Candy López